Miringotomía

Tubo de ventilación en membrana timpánica
Tubo de ventilación en membrana timpánica

Es un procedimiento quirúrgico que consiste en practicar una incisión en la membrana timpánica (tímpano) y eliminar el líquido (sangre, pus y/o agua) del oído medio, causado por infección o alergia. En muchos casos, se inserta también un pequeño tubo en el oído medio para mantener un drenado. El tubo, habitualmente, permanece en el sitio durante varios meses, aunque puede ser rechazado antes, o bien, permanecer en el sitio varios años.

Todo el tiempo que el tubo esté en el oído, deben asumirse los cuidados para evitar la entrada de agua, sobre todo el agua del baño, mediante el uso de tapones de oído, o si lo desea, con un gorro de baño. Ocasionalmente la membrana timpánica fracasa en la reconstrucción después de que los tubos han sido expulsados, y persiste una pequeña perforación que puede requerir una reparación.

En algunos casos, en especial en familias con historia de enfermedades crónicas del oído, los tubos de timpanostomía han de ser colocados varias veces.

La mejoría de la audición, suele ser inmediata a la expulsión del líquido desde el oído

La Miringotomía con o sin colocación de tubo de ventilación, es la operación más frecuente de las realizadas en el oído. Esta cirugía se realiza con más frecuencia en niños, pero en ocasiones en adultos.