Cirugía del ronquido: Uvulopalatofaringloplastia

Uvulopalatofaringloplastia

La llamada roncopatía crónica y la apnea obstructiva del sueño se deben a alteraciones variables en el tamaño y la morfología de muy diferentes estructuras anatómicas.
En los casos en los que estos síntomas aparecen como consecuencia de peculiaridades a nivel del paladar blanco, la úvula, las amígdalas y la faringe, la uvulopalatofaringoplastia modifica el tamaño y la forma de las mencionadas estructuras. La intervención se lleva a cabo mediante anestesia general y a través de la apertura bucal. Consiste en la eséresisi de las amígdalas, parte del paladar blando y la úvula.

Tras la intervención, aparecen molestias dolorosas, en el momento de tragar, que suelen ser intensas e irradiarse hacia los oídos, prolongándose a lo largo de 10 o 15 días, por lo cual deberán administrarse calmantes.

La duración del ingreso hospitalario es variable, entre 2 – 6 días, dependiendo de las molestias, la evolución, etc. Durante los mismos, se controlará la presencia de fiebre y hemorragia, así como el proceso de cicatrización de la herida.
Cabe la posibilidad de que, con posterioridad a este procedimiento quirúrgico, deban de realizarse otros, complementarios del mismo, a otros distintos niveles, como la nariz, la faringe, etc.
Debido a la morbilidad de está cirugía, fundamentalmente el dolor postoperatorio, y las posibles complicaciones ( rinolalia abierta y paso de alimento y bebida a fosas nasales) actualmente se están realizando cirugía menos agresivas y con menos posibilidad de complicarse como:
– Radiofrecuencia de paladar blando.
– Resección parcial de paladar blando y de úvula con láser
– Colocación de implante en paladar blando